• 20 de Febrero 612 - Bariloche, Argentina
  • | 0294 4428834 - Whatsapp | 02944587122
 
 
 
    • 18 JUN 19
    • 0
    Salud ósea

    Salud ósea

    Un estilo de vida saludable para los huesos es la base de una salud ósea. Esto incluye una dieta rica en calcio, proteína y vitaminas, la debida cantidad de vitamina D, el peso adecuado y ejercicios para fortalecer los músculos, además de evitar fumar o una ingesta excesiva de alcohol.

     

    ¿Por qué es importante la salud ósea?

    El hueso es un tejido vivo en remodelación constante. Durante la vida, el cuerpo equilibra la pérdida de hueso con la creación de nuevo hueso. Se alcanza la mayor masa ósea (tamaño y dureza) a los 30 años aproximadamente. A partir de esa edad, comienza a disminuir la masa ósea.

    La pérdida de masa ósea puede producir osteopenia (baja masa ósea) y si se sostiene en el tiempo osteoporosis, una situación en la cual el hueso se vuelve débil y más propenso a fracturarse. Las fracturas pueden provocar serios problemas de salud, incluyendo discapacidad y muerte prematura.

    Incorporar suficiente Vitamina D y Calcio es importante para mantener la salud ósea y reducir la probabilidad de desarrollar osteopenia u osteoporosis. El ejercicio regular con pesas también ayuda a mantener sus huesos fuertes.

     

    Vitamina D y Calcio

    La Vitamina D es una hormona liposoluble, es decir que se almacena en el tejido adiposo. Normalmente obtenemos Vitamina D a través de la exposición solar, que activa la producción de Vitamina D en la piel. Pocos alimentos contienen Vitamina D. No obstante, buenas fuentes de Vitamina D son la yema de huevo y algunos peces como el salmón y caballa. La vitamina D es la única vitamina producida en el cuerpo. Otras vitaminas, como la A, B y C solo se incorporan a través de la dieta y suplementos.

    El Calcio es un mineral con múltiples funciones. La mayor parte del Calcio del cuerpo se almacena en los huesos y dientes, donde sostiene la estructura. La principal fuente de Calcio son los alimentos. Buenas fuentes de Calcio son los lácteos (leche, quesos, yogurt), vegetales de hojas verdes y alimentos fortificados. Al igual que la Vitamina D, el Calcio se encuentra en suplementos dietarios.

     

    ¿Por qué la Vitamina D y el Calcio son importantes para la salud ósea?

    La Vitamina D permite que el cuerpo absorba el Calcio. El calcio es necesario para construir huesos fuertes y sanos. Sin el aporte necesario de Vitamina D y Calcio, el hueso puede presentar alteraciones y perder masa ósea, volverse débil y fracturarse fácilmente en la adultez. Aun consumiendo alimentos con suficiente Calcio, el cuerpo no absorberá ese calcio sin niveles adecuados de Vitamina D.

     

    Factores de riesgo

    Desafortunadamente, muchos de los factores de riesgo de la osteoporosis están fuera del control de las personas. Estos incluyen un antecedents familiares de osteoporosis/fracturas y ciertas enfermedades o medicaciones que dañan la salud ósea. Por ejemplo, las personas con artritis reumatoide, diabetes, enfermedad pulmonar obstructiva crónica, enfermedad celíaca e inflamatoria intestinal tienen un riesgo mayor, además de las personas que requieren glucocorticoides, terapia de privación de andrógenos o inhibidores de aromatasa.

    Si tiene factores de riesgo es recomendable solicitar un control de salud ósea.

     

    Marcadores Bioquímicos

    Los marcadores óseos son marcadores bioquímicos presentes en suero y orina que reflejan la actividad de todo el esqueleto y el recambio óseo.

    En contraste, la densitometría y la radiografía, proporcionan un cuadro estático de un sitio específico del esqueleto.

    El estudio de los marcadores bioquímicos de la osteoporosis puede solicitarse en personas que presentan factores de riesgo de pérdida de masa ósea:

    -Mujeres postmenopáusicas.

    -Individuos tratados con fármacos que favorecen la pérdida de masa ósea

    -Individuos con diagnóstico de osteoporosis, hipertiroidismo, hiperparatiroidismo o enfermedad de Paget.

    Su expresión, junto con otros datos clínicos, puede utilizarse en la evaluación de pacientes con riesgo de sufrir osteoporosis, y para determinar rápidamente la adherencia al tratamiento. Asimismo, son útiles para la evaluación de la tasa de recambio óseo y el incremento en el riesgo de sufrir fracturas.

    Ante cualquier duda, consulte a su médico.

     

    Fuente: endocrine.org

     

    Foto: pexels.com

     

    Comentarios

    Comentarios

    Comentar →

Comentarios

Comentarios